Urge intervención de PGR por abatidos

Categoría: Estado Publicado el 14 Marzo 2018
Escrito por ecos

Xalapa, Ver. 14 de Mar. (SPI).- La Organización Nacional Anticorrupción (ONEA) demandó a la Procuraduría General de la República (PGR) intervenir en el caso de dos jóvenes que fueron abatidas en el municipio de Río Banco por elementos policiacos estatales.

 

El 10 de marzo pasado, tres personas —entre ellas dos menores de edad— fueron abatidas en el municipio de Río Blanco, Veracruz, por policías de la Secretaría de Seguridad Pública del estado.

Unas horas después, autoridades estatales, encabezadas por el gobernador, Miguel Ángel Yunes, aseguraron que se trató de tres presuntos delincuentes con participación en una organización delictiva, “perfectamente acreditados”, que se enfrentaron con los elementos policiacos.

Sin embargo, publicaciones periodísticas en medios nacionales y locales divulgaron versiones distintas y fotografías en las que presumiblemente se evidencia que una de las menores fue arrestada con vida y ejecutada extrajudicialmente.

Nefertiti Camacho Martínez, de 16 años, se observa sentada, con la cabeza agachada, rendida y a unos metros de ella un Policía encapuchado, hablando por radio, minutos después, aparece rafageada, boca abajo y en medio de un enorme charco de sangre y con el llamado tiro de gracia.

La diferencia de posiciones fue captada por un video que circula en redes sociales, y que gracias a ello se ha puesto en evidencia que la menor y su hermana Grecia de 14 años, fueron presuntamente asesinadas por la Policía estatal y no en un enfrentamiento como lo reveló en su momento el Grupo de Coordinación Veracruz.

El homicidio ha generado indignación en las redes sociales, cuyos usuarios exigen al gobernador castigo para los policías responsables del homicidio de dos menores que, según sus familiares, el sábado acudían al cine cuando un grupo de Policías las interceptaron, las golpearon y las asesinaron.

A las 15:30 horas del sábado, una patrulla de la SSP patrullaba por calles del municipio de Río Blanco cuando detectaron alto una camioneta Honda, color oro, placas XYR-316-A del estado de Veracruz, a la altura del entronque de Vicente Guerrero, a quien le hicieron la parada, pero el chófer aceleró.

Sobre Camino Nacional se registró la primera balacera, lo que provocó pánico y terror entre conductores y peatones.

Fue a la altura de bodegas Aurrera, donde el chofer circuló en sentido contrario hasta llegar a la tienda Plamat, donde un hombre y dos mujeres descendieron, pero ahí fueron abatidos, mientras que uno de los tripulantes escapó rumbo a las vías del ferrocarril.

En el lugar fue asegurado un rifle R-15 y dos armas cortas, así como la camioneta, mientras que personal de Servicios Periciales

Pocos minutos después del enfrentamiento, fotografías de los hechos comenzaron a circular en las redes sociales y diferentes portales de los medios de comunicación, entre ellas la de la joven Nefertiti Camacho rendida ante los pies de un oficial.

Obturador Jarocho